lunes, 2 de agosto de 2010

Técnica: Maniobras de señalización en operaciones con helicópteros

En el caso de encontrarnos en una operación de rescate con helicópteros, debemos conocer como “interactuar” con el piloto de la aeronave para facilitar las operaciones del mismo en el terreno. Si no es posible una comunicación verbal (vía telefónica o radial), ésta comunicación se deberá realizar visualmente por medio de señales. Debemos aclarar sin embargo, que la utilización de equipos de comunicaciones por parte de todos los operadores durante una misión de rescate helitransportada es fuertemente recomendada en cualquier caso.

Dentro de las señales más utilizadas, se encuentra la posibilidad de desplegar una tela de color roja con un círculo blanco en el centro de la misma, o bien utilizar bengalas de color rojo para la demarcación de la zona de aterrizaje. También pueden utilizarse otro tipo de señales (no-pirotécnicas pero de alta visibilidad), como por ejemplo luces químicas. Sin embargo la presencia de estos elementos es generalmente escasa o nula, por lo cual la forma más confiable y polivalente consiste en aprender las señales manuales.

El Comité de Rescate Aéreo de la Comisión Internacional de Socorro Alpino (IKAR-CISA), tiene una recomendación sobre estas señales: Existen varias que pueden realizarse con los brazos, pero las más importantes consisten en solamente dos. Es de extrema importancia, que todas las señales que se realicen durante un aterrizaje, se hagan de frente a la aeronave y siempre de espaldas al viento; esto se debe a que el piloto debe conocer la dirección del viento permanentemente, ya que él deberá posicionar su aeronave de frente a la dirección del viento. En el caso de poder colocar un palo, bastón de trekking, sonda, etc. con alguna tela o prenda personal a manera de ¨Wind Sock¨, será más que ideal para la seguridad del piloto.

1- Aterrice / Necesitamos ayuda / Sí (en las preguntas).

Es muy fácil de recordar si tenemos en cuenta que esta postura adopta la forma de “Y”, ósea ¨YES¨ (¨Sí¨, en idioma español). Será la utilizada cuando necesitamos ayuda o busquemos contestar “Si” a cualquier pregunta que nos realice el equipo de rescate del helicóptero. En caso de no poder adoptar correctamente esta postura (por estar en un terreno complicado, colgados de un arnés, etc.) será suficiente con levantar ambos brazos.

2- No necesitamos ayuda / No (en las preguntas).

Como en la figura anterior, su forma indica “N” (la línea inclinada del medio de la letra N). Nuevamente, sinó podemos adoptar correctamente la postura, será suficiente con levantar solamente un brazo Es tan importante como la anterior. Siempre que tengamos un helicóptero rondando en un terreno agreste, o en una misión de rescate; al toparnos con él, debemos hacer la señal de “NO” para indicarles que nosotros no somos quienes necesitan ayuda. El helicóptero puede estar realizando otro tipo de tareas o puede encontrarse en una misión SAR buscando a alguien que sí necesita ayuda, por lo cual al hacer esta señal, evitamos pérdidas de tiempo innecesarias por parte de los rescatistas e indicamos que nosotros no somos los que bien están en emergencia o bien, necesitan ayuda.


Estas son las señales más importantes que cualquier persona que realice actividades en zonas agrestes, inherentemente riesgosas, debería saber. Para ver el resto de las señales recomendadas por IKAR-CISA haga clic AQUÍ.

Recomendaciones generales:

A la hora de ser rescatados por un helicóptero, debemos tomar algunas medidas para evitar más riesgos. Estas son:

• Llevar vestimenta de colores vivos o reflectívos (de alta visibilidad).
• Utilizar la señal “Y” si necesitamos ayuda.
• Utilizar la señal “N” si no la necesitamos.
• Asegurar cualquier objeto que pueda ser desplazado o elevado del suelo por el empuje del rotor.
• No movernos hasta recibir directivas puntuales del personal de rescate del helicóptero.
• Si alguien partió en busca de ayuda, el resto del grupo debe mantenerse en el mismo lugar.
• Si la ayuda ya está en camino, igualmente no debemos abandonar nuestro lugar.
• Todos los que no participen en la operación de rescate, deben mantenerse alejados de la zona de aterrizaje.

Por supuesto como el lector podrá observar a simple vista, estas recomendaciones no exceden el sentido común de una persona con experiencia tanto en montaña como en cualquier situación agreste.

Otras recomendaciones:

Para la persona que realiza las señales al helicóptero existen numerosas recomendaciones a tener en cuenta para evitar cualquier tipo de contratiempo. Aquí están algunas de ellas:

• Elegir una zona segura para las operaciones del helicóptero (ver figura debajo) y despejarla de cualquier objeto que pueda volar o interferir con la operación.
• Ya que el helicóptero aterrizará con el viento de frente, debemos situarnos de forma tal que la zona despejada para el aterrizaje se encuentre siempre de frente a nosotros.
• Si queremos ayudar más al piloto, mantendremos en una mano un pañuelo, de forma tal que el piloto pueda apreciar más concretamente la dirección y fuerza del viento.
• Si hay nieve y/o niebla, la persona que está indicando al helicóptero la dirección del viento se mantendrá en su posición durante toda la operación para servir como referencia al piloto.
• Si se trata de una operación nocturna y utilizamos linternas o bengalas lumínicas, debemos tener cuidado de no encandilar al piloto de la aeronave con éstas.
• Debemos despejar el área de aterrizaje de cualquier persona o víctima y mantenerla apartada de la misma. Solo debe permanecer cerca de la zona de aterrizaje el operador que realiza la operación de guiado de la aeronave. Éste, siempre debe permanecer de frente al piloto hasta el momento del decolaje.

Recomendaciones para el resto del grupo:

• Todo el mundo debe de estar apartado de la zona de aterrizaje, agachado y protegido.
• Si alguna persona se encuentra herida, debemos ayudarla a proteger su rostro (cuando aterrice el helicóptero), ya que el aire de los rotores puede levantar pequeños objetos, tierra o nieve.
• Durante toda la operación no debemos movernos a menos que nos indiquen específicamente lo contrario.
• Mantendremos todo el equipo bien sujeto, de forma tal que no pueda desprenderse ningún objeto.

Para ver un reporte completo sobre la preparación de una zona de aterrizaje, vea
AQUÍ.

Recomendaciones para los evacuados:

• Cuando nos ordenen subir al helicóptero, tendremos cuidado de acercarnos a él siempre por la parte delantera y con mucho cuidado de las aspas del rotor.
• Si es posible, debemos remover los grampones de nuestro calzado. Si esto no hubiera sido posible, subiremos de rodillas a la aeronave y nos los quitaremos inmediatamente.
• Debemos tener cuidado con el resto de las herramientas (piquetas, bastones, etc.).
• Las cuerdas deben ser manejadas con suma precaución, evitando enredos o enganches.
• Dentro del helicóptero nos mantendremos en nuestro lugar asignado, sin tocar nada ni a nadie.

©2010 GOER
Licencia de Creative Commons

1 comentario:

Anónimo dijo...

Hola, le escribo desde España, hace tiempo que me llama la atención el poder trabajar con un helicóptero y tengo una consultilla q me corre desde hace algún tiempo, haber si Uds podrían sacarme de dudas, las personas que ayudan en el aterrizaje de un helicóptero, que tipo de curso es.? Están capacitados de alguna manera o vale cualquier persona?lo digo porque pertenezco a la sanidad y en mi trabajo han puesto un helipuerto y estaría interesado en saber sí hay cursos siendo celador y un nivel de estudios de ESO en los que poder formarme para ayudarles en el aterrizaje mediante las señales y todo lo que se tiene que saber para ello. He visto que existen cursos de operaciones de helicópteros ..no seis será eso . Me podeis ayudar. Agradecería vuestra respuesta a mi email. naike_bcn@hotmail.com
gracias